aa
02 Sep 2014

El calzado en el deporte

La práctica de un deporte, independientemente del nivel, requiere una serie de aspectos y condiciones para garantizarnos una correcta ejecución y el mayor disfrute. Lo principal, el material y equipamiento que debemos usar.

Lo primero en lo que pensamos cuando comenzamos a realizar un deporte, es el calzado, salvo disciplinas específicas que obviamente no lo requieran. Es la base.

En el mundo del deporte el famoso I+D juega un papel determinante en la concepción y fabricación de un producto. El avance es rápido y gracias a ello, podemos encontrar productos y materiales más específicos que nos ayudan a practicar cualquier disciplina. Ahora, más que nunca, tenemos que estar al día de las novedades en material deportivo.

Ramón Campuzano, Director de nuestro Club de Tenis, siempre hace especial hincapié en este aspecto cuando un socio del club le pide consejo sobre material deportivo o le comenta la última adquisición que ha hecho: “Ciertamente, en la práctica del deporte desde un nivel básico a uno más profesional, la elección del material correcto y específico es algo imprescindible y de vital importancia, pues de ello dependerá nuestro rendimiento y el poder alcanzar mayor éxito”.

Cuando se juega al tenis en tierra batida, la elección del calzado es parte de la estrategia de juego. Hay que optar por unas zapatillas con un dibujo específico en la suela que ayude a un mejor agarre y frenado. El modelo de raqueta y peso, el grip de la empuñadura. Todo cuenta. Ídem en el mundo del pádel.

Aunque podamos pensar lo contrario, las zapatillas de tenis no son iguales que las zapatillas de pádel. En su fabricación se usan materiales similares o iguales, y ambas constan de características especiales en su construcción interna, como puede ser una sujeción especial a tobillos, plantillas especiales  con o sin puntos de amortiguación o aire. Sin embargo las zapatillas de pádel deberán ser parecidas a las que se usan en tenis cuando se juega en hierba, ya sea natural o artificial.

Como sabemos, los desplazamientos  que se realizan durante la práctica deportiva, son diferentes si nos referimos a pádel o tenis. Por lo tanto, la construcción del calzado deberá estar orientada también, contemplando estos detalles de la práctica deportiva.

En las pistas de pádel, donde las arrancadas y frenazos son constantes, es importante que la suela del calzado sea no muy profunda en dibujo y presente puntitos que sirvan para un buen agarre. A veces la construcción de la suela puede ser mixta, para estos desplazamientos verticales explosivos sean mejor controlados.

Tenemos al menos tres suelas básicas para diferentes tipos de superficie La espigada con  dibujos angulares en perfil  para tierra batida, la Omni con puntitos para superficies de hierba , y la suela mixta que podemos usar en diferente tipo de suelo.

Acaban de lanzar al mercado unas nuevas zapatillas de pádel con suela mixta. Esta nueva suela ofrece un frenado más uniforme. Ramón ya las está investigando. En nuestro siguiente post os contamos cómo ha sido la experiencia.

Pin on PinterestTweet about this on TwitterShare on Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *